La Virgen del Carmen visita la ermita de la Vera Cruz y recorre los rincones de este entrañable barrio de Rute

  • El doble recorrido procesional ha formado parte de las salidas extraordinarias de la Patrona incluidas en el proyecto de coronación canónica 

    Galería 

  • Como ocurriera el pasado 1 de noviembre, la Virgen del Carmen ha vuelto a pasar por calles y rincones de Rute inusuales tanto en su Traslado como en la procesión del 15 de agosto. En aquella ocasión, la Patrona fue hasta el cementerio y ahora ha permanecido todo un fin de semana en la ermita de la Vera Cruz. Ambas salidas extraordinarias formaban parte de los actos enmarcados en el proceso de coronación canónica. La idea es que antes del 28 de julio, fecha de la coronación, la Virgen visite las parroquias y ermitas de Rute y las imágenes titulares que acogen estos templos. Así, en noviembre se ofició una misa junto a Nuestra Señora de la Soledad. Ahora, los cultos se han llevado a cabo junto a las imágenes de Jesús Amarrado a la Columna y la Virgen de la Sangre.

    Para ello, el viernes 13 de abril tuvo lugar un rosario extraordinario desde el santuario de la calle Toledo hasta la Vera Cruz. Con el acompañamiento de los Hermanos de la Aurora, la Virgen del Carmen bajó, como ocurre en el Traslado del último domingo de julio, por los Barrancos, cuando ya caía la noche y el cielo ofrecía los peculiares tonos anaranjados que se pueden contemplar desde este rincón tan pintoresco de Rute. En lugar de volver por la calle Toledo, la comitiva enfiló las calles Portugueses y Granada para dirigirse a la Vera Cruz, a cuya ermita llegó la Patrona sobre las once de la noche. A modo de recibimiento, el barrio se engalanó con colgaduras alusivas a esta primera visita de la Virgen del Carmen.

    Aparte de los cultos litúrgicos, como el Ángelus o las misas del sábado y el domingo, el fin de semana dejó otros momentos como el concierto del domingo por la mañana a cargo de la banda Amigos de la Música, de Campillos (Málaga). Ya por la tarde, a las ocho, la Patrona emprendió el camino de regreso a su templo. Esta vez se contó con la Banda Municipal de Rute. En este trayecto de vuelta, la Virgen del Carmen recorrió los recovecos del barrio de la Vera Cruz, con estampas llamativas, como el altar colocado en la calle Poeta García Lorca o la corona simbólica que presidía la calle Sagasta.

    Entre petaladas y fuegos artificiales, el recorrido se completó con la subida por la calle Barroso, y el paso por las calles Echegaray y Del Pilar hasta llegar de vuelta a la ermita de la calle Toledo. Tras esta salida extraordinaria, la siguiente llegará en junio. Del 16 al 18  la Patrona estará en la ermita de San Pedro. Al igual que ésta y la del pasado mes de noviembre, se enmarcan en el plan pastoral denominado “Evangelizando Rute con María”, incluido a su vez en el proyecto de coronación canónica.

    Deja un comentario