Rute afronta los días grandes de su Semana Santa con la esperanza de que se confirmen las buenas previsiones meteorológicas

  • Las distintas cofradías presentan novedades para dar realce a sus estaciones junto al aliciente que supone la ampliación de la carrera oficial

La procesión del Cristo de la Misericordia, en su recorrido del Martes Santo, a su paso a la altura del Paseo Francisco Salto

Después de un comienzo con temperaturas casi veraniegas, llegan los días centrales de la Semana Santa y se espera que en Rute las estaciones de penitencia puedan completar sus recorridos. Así ocurrió el Domingo de Ramos, y el Martes Santo por la noche, con el Cristo de la Misericordia. Por primera vez, con el cambio horario, salía aún con luz del día. Tras la Misericordia, la siguiente estación es la de Jesús de la Rosa y Nuestra Señora del Mayor Dolor. Una de las incógnitas era si la bajada de las imágenes por la calle Juan Carlos I en paralelo se podría hacer al ampliar la carrera oficial. El presidente de la cofradía, Antonio Jesús Ortega, confirmaba que tras una reunión con el concejal de Festejos, Antonio Granados, se había podido solventar este problema. Por lo que se refiere a la procesión del Abuelito el Jueves Santo, se ha decidido acortar el itinerario y no pasa por la Vera Cruz. Otro cambio es el del itinerario del Santo Entierro, que en lugar de subir por la calle Priego hasta La Salera, va por calle Constitución y Del Pilar.

El Viernes Santo es el día central por antonomasia en la Semana Santa de Rute. Por un lado, está la doble salida procesional de la cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno, Nuestra Señora de los Dolores y Santo Entierro. Entre ambas, está el Vía Crucis del Cristo de la Vera Cruz. Ya en la medianoche, llega la salida de Nuestra Señora de la Soledad, que presenta una renovada junta de Gobierno. Además de conformar una junta de Gobierno estable, hay más retos de futuro como la restauración de la ermita. Pero hay más novedades. Así, por primera vez, al menos que se tenga constancia, hay hermanos mayores: Pedro Jiménez y Agustina Écjia. Asimismo, se incorpora un grupo de música de capilla, eso sí, sin perder el tono de austeridad y silencio.

Hasta hace menos de una década, ésta era la última procesión de la Semana Santa de Rute. Fue en 2005 cuando se constituyó la procofradía de Jesús Resucitado con el reto de adquirir una nueva imagen. Saldría por primera vez en procesión en 2010. Después, se adquirieron las figuras de María Magdalena y el romano, que desde el año pasado pasean por las calles de Rute y completan el paso de misterio. En esta ocasión, continúan las novedades. Además de varios enseres de Jesús Resucitado y María Magdalena, el presidente Antonio Roldán ha mencionado como curiosidad unas nuevas plumas el romano, traídas de Sudáfrica.

Deja un comentario

Encuestas

De cara a las posibilidades del turismo, ¿influye el hecho de que en Rute hayan cerrado los dos hoteles que había?

Resultados

Loading ... Loading ...

Deja un comentario