El paro baja en Rute por segundo mes tras la crisis del coronavirus

  • Pese a que hay nueve desempleados menos, la cifra total dista mucho todavía de los datos que había antes de que en marzo se decretara el estado de alarma

Sectores como la hostelería, con la apertura de las terrazas de verano, permiten nuevos contratos en estas fechas

Junio ha terminado con una leve bajada del paro en Rute. Según publica el observatorio Argos, dependiente de la Junta, nueve personas abandonaron las listas de la Oficina de Empleo en el último mes. La cifra de desempleados a fecha de 30 de junio es de 735, frente a los 746 que había en mayo. Es, sin duda, una noticia esperanzadora que, por segundo mes, y aunque sea con cuentagotas, la sangría de destrucción de empleo que ha dejado el coronavirus se vaya amortiguando y dé paso al ansiado repunte. Rute además va en este aspecto a contracorriente de la Subbética. La comarca arrastra todavía los estragos colaterales que ha acarreado la pandemia sanitaria. En ocho de los catorce municipios que la conforman el paro ha vuelto a subir en junio. Uno, Doña Mencía, se ha mantenido igual, y en los cinco restantes, entre ellos el nuestro, ha bajado.

Con todo, los datos distan aún mucho de ser los que cabría esperar a estas alturas. De por sí, éste es tradicionalmente un mes propicio en la localidad para la creación de puestos de trabajo. Con el viento de cola de la temporada estival y la apertura de las terrazas de verano en bares y restaurantes, la tónica en el último lustro ha sido que se firmaran nuevos contratos. Desde 2015 siempre ha bajado el paro en estas fechas, y en 2014 sólo había aumentado en una persona. También había subido ligeramente en 2012 y 2011, dos de los años duros de la anterior crisis económica.

Son varios los indicadores que nos recuerdan de dónde venimos. No en vano, éste ha sido el segundo peor registro de junio de la serie histórica desde que Argos asumió en 2005 la gestión de esta información. Este mes tan sólo tuvo más parados, 810, en 2013, cuando la crisis causaba sus mayores estragos. Ahí, curiosamente, se produjo un cambio de tendencia, apenas rota con ese aumento testimonial de una persona justo al año siguiente. En cambio, hasta 2013 la tónica era que el paro repuntara de mayo a junio.

Otro apunte elocuente de cómo la crisis sanitaria del coronavirus ha condicionado la economía sigue viéndose en el balance interanual. Hace justo un año, en junio de 2019, la cifra de desempleados en Rute era de 501, muy parecida a los 522 parados con que terminó febrero de este año, último mes completo previo a la declaración del estado de alarma. A partir de ahí, se dio el dramático salto a los 724 desempleados de marzo, recrudecido con los 784 de abril. Mayo y junio han traído la reapertura de negocios y la firma de contratos que frenen la sangría laboral de los dos meses anteriores.

Deja un comentario

Encuestas

De cara a las posibilidades del turismo, ¿influye el hecho de que en Rute hayan cerrado los dos hoteles que había?

Resultados

Loading ... Loading ...

Deja un comentario