Los peligros que se esconden detrás de las compras online

  • Cada vez son más las personas que apuestan por la adquisición de productos y servicios a través del comercio electrónico

La situación originada por la pandemia ha hecho que los comercios apuesten por las ventas online de sus productos

En los tiempos que corren, hacer compras por internet se ha convertido en una tarea más de la vida cotidiana. La venta online de productos y servicios se ha incrementado en los últimos años, pues cada vez son más las personas que apuestan por el consumo electrónico. Además, a esta realidad hay que sumarle la situación originada por la pandemia. A lo largo de estos meses se ha producido el cierre de comercios en muchos municipios, restricciones de movilidad o incluso existe el miedo de acudir a tiendas físicas.

  • A la hora de hacer cualquier compra online es imprescindible seguir una serie de pautas

Es cierto que el comercio electrónico posee muchas ventajas. Los consumidores pueden adquirir diferentes productos y servicios en cualquier lugar y momento del día (a través del móvil, tablet u ordenador), comparar precios en distintas páginas y recibir el envío en el propio domicilio sin necesidad de salir. Pero no todo son beneficios, puesto que también existen los timos y estafas. Por ello, es importante seguir una serie de pautas. Begoña Revuelto, responsable del Punto de Información al Consumidor, destaca que a la hora de hacer dichas compras es recomendable tener una “tarjeta monedero recargable”, conocer y recabar información de las páginas o app, y fijarse bien en los “términos y condiciones”.

Asimismo, los principales problemas que pueden manifestarse cuando los compradores adquieren artículos por internet son el de recibir un producto diferente al que han comprado o que esté defectuoso, que no llegue el pedido o la imposibilidad de hacer una devolución o reembolso. En el caso de experimentar alguna de estas situaciones, los usuarios deben ponerse en contacto con el servicio de atención al cliente de la empresa o asistir al PIC, quienes tramitarán la reclamación a la entidad en la que se ha hecho la compra.

Otro de los fraudes online que está muy presente en nuestro día a día es el phishing. Se trata de una técnica utilizada por los ciberdelincuentes para obtener información confidencial y datos personales. Llegan hasta nosotros a través de correos electrónicos o mensajes de texto que incluyen un enlace. Al hacer clic, los piratas informáticos pueden acceder a toda nuestra documentación. Normalmente, estos emails suelen suplantar a colectivos, empresas importantes o entidades bancarias. Revuelto recalca que hay que borrar estos mensajes “y nunca entrar en ellos”. Además, como consejo, señala que debemos tener “sentido común y prevención”, y desconfiar de “cualquier chollo o producto extraño”.

Deja un comentario

Encuestas

De cara a las posibilidades del turismo, ¿influye el hecho de que en Rute hayan cerrado los dos hoteles que había?

Resultados

Loading ... Loading ...

Deja un comentario