El 31 de mayo se celebra el Día Mundial sin Tabaco y el Centro de Salud de Rute organiza una campaña informativa de concienciación

  • El  objetivo de la campaña fue dar a conocer entre los mayores la importancia de vivir sin humo, de no consumir tabaco y que conozcan los beneficios que esto  reporta a su salud

A los mayores del hogar se les ha repartido unos folletos y se les ha medido el nivel de monóxido de carbono

Audio

El 31 de mayo se conmemora el Día Mundial sin Tabaco. Por tal motivo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha propuesto este año una campaña cuyo lema ha sido “Digamos no al tabaco. Protejamos la salud. Reduzcamos la pobreza. Promovamos el desarrollo”. A su vez, desde la Sociedad Española de Medicina Familiar Comunitaria, sugieren dos lemas diferentes “En tu centro de salud te podemos ayudar a dejar de fumar” y “Menos cajetillas y más zapatillas”. Rescatando el primer eslogan, en el Centro de Salud de Rute durante todo el año hay disponibilidad de asesoramiento y ayuda para cualquier persona que desee dejar de fumar. Estas prácticas se hacen a través de consultas individuales o grupales. La primera sería una serie de consultas durante un período de tiempo determinado, en el que se intenta que el paciente cambie una serie de hábitos y actitudes en su vida. La terapia grupal se conforma en un grupo reducido. En él, el profesional da pautas de conducta y los pacientes cuentan sus vivencias o experiencias a la hora de dejar el tabaco.

  • Fumar es la primera causa de muerte en el mundo evitable

Rafael Sánchez es el enfermero encargado de este tema en el Centro de Salud de Rute. Afirma que fumar es la primera causa de muerte en el mundo evitable. Por eso, en Rute durante el Día Mundial sin Tabaco se llevó a cabo una campaña para concienciar de que nunca es tarde para dejarlo. Para ello, se instaló una mesa informativa en el Hogar del Pensionista. Según Rafael Sánchez, el objetivo fue dar a conocer entre los mayores la importancia de vivir sin humo, no fumar y que conozcan los beneficios que esto reporta a su salud. Se hizo hincapié sobre todo en los fumadores pasivos, ya que en este colectivo social la mayoría son de este tipo.

En este punto informativo, se les repartía unos folletos y se les realizaba una prueba llamada toxicometría que mide el nivel de monóxido de carbono que tienen los mayores. Según el enfermero, ellos mismos han podido comprobar la diferencia de resultados entre los que son fumadores y los que no e incluso de los que fuman diariamente a los que no lo hacen tan a menudo. Para terminar, Sánchez resaltó la salud que tienen los mayores ruteños. Por eso, expresó que este tipo de campañas les ayudan a que afrontar sus años con más vitalidad.

Deja un comentario

Encuestas

De cara a las posibilidades del turismo, ¿influye el hecho de que en Rute hayan cerrado los dos hoteles que había?

Resultados

Loading ... Loading ...

Deja un comentario